¿Qué tema estas buscando? Escribe aquí

sábado, 28 de diciembre de 2013

El Comercio Internacional

Vivimos en un mundo lleno de cambios, la globalización y la revolución tecnológica y del conocimiento ponen a prueba a muchos países para lograr  ventaja competitiva, el entorno u ambiente de los países se ve afectado tanto por los factores internos como externos, cabe resaltar que se han renovado o mejorando conceptos, como es el caso de la integración, puesto que antes se veía como estrategia de defensa, pero ahora se sabe que no es así, y más bien se da la apertura mundial, es así que muchos países realizan acuerdos comerciales bilaterales, regionales o multilaterales, teniendo en cuenta los estándares establecidos.

Sigue a administración moderna  en Facebook

comercio-internacional



1.1  Definición de Comercio
Para poder referirnos al comercio internacional debemos entender en primer lugar el significado de la palabra COMERCIO, es así que a continuación citamos la definición de esta palabra del diccionario de la lengua española:

Según nuestro diccionario de la lengua, la palabra «comercio» proviene del término latino «commercĭum», al que se actualmente se le reconoce las siguientes acepciones: a) «Negociación que se hace comprando y vendiendo o permutando géneros o mercancías»; b) «Tienda, almacén, establecimiento comercial»; c) «En algunas poblaciones, lugar en que, por abundar las tiendas, suele ser grande la concurrencia de gentes»; d) «Juego de naipes entre cuatro o más personas, que ponen cada una de caudal cuatro o cinco monedas. Gana el que junta tres cartas de un palo superiores a las de los demás»; e) «Cierto juego de naipes entre varias personas que se juega con dos barajas»; f) «Conjunto o clase de comerciantes»; g) «Comunicación y trato secreto, por lo común ilícito, entre dos personas de distinto sexo»; y, aunque en desuso, h) «Comunicación y trato de unas gentes o pueblos con otros».
Analizando las anteriores definiciones nos podemos dar cuenta que en conclusión (teniendo en cuenta que algunas definiciones no tienen relación con lo que se refiere al comercio) el comercio es una actividad humana en la cual hay un intercambio de mercancías. Antes bien, cabe destacar que no concordamos con el autor en la cuestión que el punto “h” no tiene relación con la definición de comercio, pues entendemos que para que haya comercio se llega a un trato entre dos o más partes incluso si analizamos más a fondo la definición en el punto “h” se refiere no solo a un comercio local sino en el intercambio de un país con otros, es decir, se refiere al comercio internacional, pero cabe destacar que la definición no lo especifica de tal manera.
Por otro lado encontramos otra definición: “es una actividad social y económica que implica la adquisición y el traspaso de mercancías.” Denota al comercio como actividad humana al referirse a lo “social” y que existe un intercambio y se llega a un acuerdo por ese intercambio, el cual puede ser en dinero, trueque permuta. Cabe destacar que en la antigüedad el intercambio por truque se realizó hasta la aparición del dinero.
Adicional a esta información brindada,  queremos indicar que el comercio puede realizarse de diferentes maneras y formas, sin embargo, como el tema de esta investigación se refiere al comercio internacional el comercio puede ser de acuerdo a nuestro criterio: Local e internacional. Una de las principales diferencias es que uno es dentro de un mismo territorio geográfico, es decir, dentro de las fronteras de un país, y el segundo es que el comercio traspasa las fronteras, de un país con otro.

1.2 Historia del Comercio Internacional
Al referirnos a la historia del comercio internacional tenemos que remontar en primer lugar al comercio con trueque el cual se dio a finales de neolítico cuando se instituyo la agricultura como cita a continuación:
“Los orígenes del comercio se remontan a finales del neolítico, cuando se instituyó la agricultura. Al principio era una agricultura de subsistencia, donde las cosechas obtenidas eran las justas para la población dedicada a los asuntos agrícolas. Sin embargo, a medida que iban incorporándose nuevos desarrollos en esta actividad, las cosechas obtenidas eran cada vez mayores y los excedentes facilitaron un intercambio local de otros bienes por alimentos, que dieron paso al trabajo con los metales, la rueda, el torno, la navegación, la escritura, nuevas formas de asentamientos urbanos, etcétera”.
Podemos destacar que el comercio inicia al generarse los excedentes, no solo eso, sino que dio inicio a la “riqueza” ya que al haber excedentes sobrepasaba las necesidades de la población lo cual dio lugar al intercambio y eso a obtener nuevas mercancías a cambio de otra, por ejemplo, productos agrícolas por herramientas.
1.2.1. Comercio y Corrientes Cronológicas
En el comercio internacional existen corrientes. El propósito de analizar estas corrientes es que cada una de las corrientes nos llevara a entender cómo es que se llegó a entender el comercio desde la antigüedad hasta la actualidad incluyendo todos los avances y las distintas concepciones del comercio de acuerdo a cada corriente, es así como determinaremos el grado de influencia que tiene cada corriente con la actualidad del comercio internacional. Las corrientes son cronológicas de acuerdo a EL MUNDO.
a.    Corriente Griega. Cuando el esclavismo se ha asentado y se desenvuelve en forma extraordinaria, el pensamiento económico evoluciona y se empiezan a desarrollar ideas que corresponden a este nuevo modo de producción. Platón explica la división del trabajo como consecuencia de las diversas aptitudes naturales de los hombres y de la gran cantidad de necesidades humanas.
Análisis: En la corriente griega Aristóteles asentó las bases del valor de cambio el cual en la actualidad se refiere al valor que tiene cada mercancía en el comercio internacional, de acuerdo, por cierto, al tipo de mercancía. Es muy distinto al valor de uso, sin embargo, puede influir en el valor de la mercancía en la actualidad.
b.    Corriente Escolástica. En primer lugar el pensamiento económico de la Edad Media se basa en los preceptos aristotélicos y la doctrina de la Iglesia Católica. Las ideas económicas formaban parte de las enseñanzas morales del cristianismo. Consideraban la economía como un conjunto de leyes, entendidas como preceptos morales cuya finalidad era la buena administración de las actividades económicas.
Formulan principios del precio justo, el cual depende del valor inherente de las mercancías. Tomás de Aquino resalta dar una valor de cambio basado en el costo de producción, revestido de carácter ético. Consideraban inicialmente todo cobro de interés por el dinero prestado como usura y por tanto la condenaban, posteriormente consideraron el préstamo como un cambio de propiedad y el interés como impuesto sobre el trabajo del prestatario. Podemos inferir que las ideas de los escolásticos eran una representación idealista de la realidad.
Análisis: La corriente escolástica se dio en la edad media, en la cual el intercambio comercial se acrecentó tanto así que se puede mencionar largas rutas comerciales, entre las más conocidas podemos mencionar, La Ruta de la Seda como también La Ruta de las Especias. Sin embargo, el pensamiento era más subjetivo que objetivo, y por decirlo asi lo justificaban con las creencias religiosas. En esta corriente se pude demostrar el inicio de no solo mercancías sino también intercambio de fuentes financieras, en este caso, préstamos e intereses.
c.    Corriente Mercantilista. Desde el feudalismo se van gestando las condiciones que serán predominantes en los siglos posteriores; es decir, las premisas del desarrollo capitalista. El mercantilismo es la doctrina económica que refleja las condiciones del capitalismo comercial del siglo XVI y XVII.
Análisis: La corriente mercantilista trata de aprovechar el comercio al máximo, no obstante la idea mercantilista ponía trabas al comercio internacional y no favorecía a todos los países, ya que restringían las fronteras para la importación, lo cual al final no era del todo conveniente ya que generaría en el futuro inflación, generando así, dificultades incluso en el comercio local. Esta corriente fue aprovechada por las grandes potencias de ese entonces.
d.   Corriente Fisiócrata. La escuela fisiócrata surge en el siglo XVIII y es a juicio de algunos autores la precursora de la economía moderna. Esta escuela considera a la agricultura como la principal actividad realmente productiva, porque es la única que da un producto neto, y a la industria, al comercio y a los servicios como actividades accesorias, en vista de su concepción materialista de la riqueza; que las sociedades humanas al igual que el mundo físico están sujetas a un orden natural, al que frecuentemente atribuyen carácter providencial, por lo que el Estado debe limitar su intervención.
Análisis: en esta corriente consideran al comercio como actividad accesoria, lo que cabe resaltar es que limita la intervención del estado en la economía, cabe destacar también que así mismo en el comercio, haciéndola en otras palabras, más liberal lo cual favorecía y se daba de una u otra forma inicio al libre mercado
e.    Corrientes Clásica y Moderna. A fines del siglo XVIII se dieron una serie de cambios -inspiradas por la revolución industrial y el auge de los mercados de América y Asia- que habrían de modificar las relaciones de producción predominantes y en consecuencia, las doctrinas económicas también fueron evolucionando en la búsqueda de explicaciones a los nuevos fenómenos que se desarrollaban. Se introducen técnicas más eficientes de producción y por ende la oferta de bienes.

Análisis: al mejorar las técnicas de producción  al incrementar el auge de países de América y Asia el comercio internacional se incrementó sobremanera, lo cual no solo llevo a mayor tráfico de mercancías, sino también genero la competencia, generación de ventajas comparativas, ventajas competitivas la importancia de la logística en el comercio internacional y también organismos reguladores de este que se verán en el siguiente capítulo. Además, el estado ya no era un ente que establecía condiciones, sino que debería desempeñar el papel de promotor a fin de facilitar el comercio, lo cual llevaría lo que en la actualidad es la Globalización.
Todas estas corrientes en la evolución del comercio dieron pie a la continua interacción de los mercados, para que posteriormente a las guerras mundiales, sentar las bases de la mayor integración e interdependencia de los mercados que los países hayamos vivido en la historia; hoy en día, y gracias a las herramientas telemáticas de comercio electrónico, en segundos conseguir lo que a veces tardaba meses, acortando los tiempos y las distancias, el gran reto es la armonización de los mercados laborales y regulatorios para que también logremos transferir los mecanismos de organización social que han logrado generar bienestar en los países más aventajados tecnológicamente. La relación entre mayor libertad económica y desarrollo es irrefutable.
1.2.2. El derecho indiano y el comercio
Nuestro tema de investigación también tiene que ver con el comercio que se dio en nuestro país y alrededores.
Barolo (2013) nos brinda una gran y entendible explicación sobre el comercio  y el derecho interindiano que será analizado:
“El llamado derecho indiano, es decir, en el derecho que rigió en las colonias españolas hasta entrada la época de las repúblicas latinoamericanas, era el «mercader» el individuo que realizaba la actividad denominada «comercio», en referencia a la transferencia de mercancías; por ejemplo, en la obra que lleva por título «Curia Philipica», presuntamente escrita por Juan de Hevia Bolaños, se le diferencia al «mercader» del «negociante» o «negociador», en el entendido que los primeros son aquellos que buscan obtener ganancias de manera directa con la compraventa o permuta de las mercancías, mientras que los segundos son más bien los intermediarios o los que producen los bienes que luego son transferidos en dichos actos económicos.
Durante la época colonial una fuente de ingresos importante (por no decir la más importante) fue la del comercio entre las diferentes circunscripciones coloniales, en lo que podríamos denominar un «comercio interindiano»”.
El intercambio se daba de manera monopólica entre las colonias y las metrópolis, cabe destacar que las colonias eran obligadas a comercializar solo con las metrópolis, además, obligadas también a comprar las mercancías que venían desde la colonia. En este sentido, solo favorecía a pequeños grupos sociales.
Es importante destacar que si bien el comercio internacional en las colonias estaba restringido, el uso del transporte marítimo, como la exportación e importación y restricciones a mercancías ya se daba desde esos tiempos, lo cual denota que no es nuevo. Incluso las metrópolis se llevaban (pues realmente asi era) los metales preciosos y los devolvían en mercancías manufacturadas, lo cual nos habla ya de un valor agregado a un producto desde esas épocas.


En conclusión, como se podrá observar de los ejemplos señalados, el comercio internacional existe desde tiempos remotos, siendo una necesidad de los diferentes pueblos o Estados el regularla, para de esa manera obtener beneficios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario, te pido que no olvides de unirte a nuestro facebook.