¿Qué tema estas buscando? Escribe aquí

martes, 6 de enero de 2015

Mediación :Medio de Resolución de Conflictos entre Consumidores y Proveedores

Mediación-solucion-entre-consumidor-y-proveedor
Según el Código de Defensa y Protección del consumidor en su artículo 148°  señala: “Los consumidores pueden someter a mediación la controversia surgida con el proveedor con anterioridad a la tramitación de un procedimiento administrativo por infracción a las disposiciones de este código”.

Sigue a administración moderna  en Facebook

La Mediación es un proceso voluntario en el que dos o más partes involucradas en un conflicto trabajan con un profesional imparcial, el mediador, para generar sus propias soluciones para resolver sus diferencias.

Freddy Ortiz Nishihara citando a Pinkas Flint nos dice que “la mediación constituye una variante del proceso de negociación, aplicándosele algunas de las reglas de esta, pero difiere de la negociación en que entra en escena un tercero denominado mediador. El rol del mediador es el de un facilitador, quien recoge inquietudes, traduce estados de ánimo y ayuda a las partes a confrontar sus pedidos con la realidad”[1].

Esteban Carbonell O’brien manifiesta que “En un procedimiento de mediación, un tercero neutral, el mediador, ayuda a las partes a solucionar su controversia de manera mutuamente satisfactoria. Cualquier acuerdo al que lleguen las partes se formaliza en un contrato”[2].

A diferencia de un Juez, o un árbitro cuyas decisiones obligan a las partes, e implican que una parte gana y la otra pierde, la mediación busca obtener una solución válida para ambas partes.

La Mediación es una forma flexible de resolución de conflictos, que permite a las partes en disputa una solución previa a lo que hubiera constituido un litigio. La Mediación ofrece a las partes una oportunidad de ganar una mayor comprensión de su conflicto, y limitar el coste (tanto en tiempo como en dinero) que implica un procedimiento legal completo.

Cualidades esenciales de la mediación:
  • Voluntariedad: Es un proceso no obligatorio, controlado por las partes. Cada uno de los mediados puede abandonar el proceso en cualquier momento, por cualquier razón, o incluso, sin alegar razón alguna.
  • Es colaborativa: Puesto que ningún participante en Mediación puede imponer nada a nadie, todos están motivados para resolver los problemas y alcanzar los mejores acuerdos. La función del mediador consiste en ayudar a que las partes lleguen a un acuerdo sobre la solución de la controversia. Esteban Carbonell al respecto nos dice: “La experiencia muestra que los litigios en materia de propiedad intelectual suelen culminar en un acuerdo. La mediación es un modo eficaz y económico de alcanzar ese resultado manteniendo, y en ocasiones mejorando, la relación entre las partes”[3].
  • Controlada: Los participantes mantienen completa su capacidad de decisión y la posibilidad de oponerse a cualquier propuesta de acuerdo. Nada puede serle impuesto.
  • Confidencial: La Mediación es confidencial. Las conversaciones mantenidas durante el proceso, y todos los materiales utilizados para la Mediación no son susceptibles de ser utilizados (esto incluye al propio mediador) en ningún procedimiento legal posterior, por ninguna de las partes en conflicto.Su mediador está obligado a describir la extensión de la confidencialidad de la Mediación.
  • Informada: El proceso de Mediación ofrece la oportunidad de obtener e incorporar información y consejo legal. Cada uno de los mediados puede recabar dicha información, solicitada de su abogado, o ambos, de uno cuyos servicios hayan decidido, de común acuerdo, recabar. Esta información no determina, salvo que las partes así lo quieran, el resultado de la mediación. Los mediadores tienden a animar a las partes a obtener asesoramiento legal y a aconsejarles que cualquier acuerdo que implique cuestiones de carácter legal sea revisado por abogados independientes con carácter previo a su firma. Si el asesoramiento legal se solicita o no, es, en último término, una decisión de los participantes en el proceso. 
  • Imparcial, neutral, equilibrada y segura: Según Esteban Carbonell “En una mediación, no se puede imponer una decisión a las partes. A diferencia el árbitro o del juez, el mediador no toma decisiones. La función de un mediador consiste en ayudar a que las partes lleguen a un acuerdo sobre la solución de la controversia”[4]El mediador tiene la responsabilidad de asistir a cada mediado y no puede favorecer los intereses de uno frente a los del otro, ni puede favorecer un resultado específico de la Mediación. Su mediador está éticamente obligado a reconocer cualquier desviación sustancial en el tratamiento de los aspectos del conflicto. El papel del mediador es asegurar que las partes alcancen acuerdos de manera voluntaria, libre, e informada, y nunca como consecuencia de coerción o intimidación.
  • Autorresponsable y satisfactoria: Sobre la base de una participación activa en la resolución voluntaria del conflicto que conduce a las partes a una Mediación, el nivel de satisfacción de los participantes en ésta, y el grado de implicación y compromiso para mantener y cumplir los acuerdos alcanzados, ha demostrado ser notablemente superior en comparación con otras opciones relacionadas con la reclamación de los intereses de las partes en conflicto en vía judicial. Al respecto de este último punto Freddy Ortiz nos dice: “La finalidad de la mediación es crear entre las partes las condiciones adecuadas para obtener por sus propios y recíprocos convencimientos, la solución conveniente”[5].


[1] Freddy Ortiz Nishihara, la conciliación judicial en el Perú: Teoría y Práctica, Asociación para el desarrollo Integral Uyay 2000, pág. 35.
[2] Esteban Carbonell O’brien, Sistema Nacional Integrado de Protección del consumidor”, Jurista Editores, Lima Perú pág. 410.
[3] Carbonell O´brien Esteban, Sistema Nacional Integrado de Protección al Consumidor, Jurista Editores, pág. 410.
[4] Carbonell O´brien Esteban, Sistema Nacional Integrado de Protección del consumidor, Jurista Editores, Lima Perú, pág. 410.
[5] Ortiz Nishihara Freddy, La Conciliación Extrajudicial en el Perú, Asociación para el desarrollo Integral “UYAI” 2000 pág. 35.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario, te pido que no olvides de unirte a nuestro facebook.